Type to search

Opinión Política

#ElFaro: Las ‘pedradas’ y la austeridad de Nacho / Fiebre de austeridad

Indirecta muy directa

El gobernador Ignacio Peralta se dijo preocupado de que el futuro gobierno de López Obrador envíe a sentarse en la mesa de seguridad a alguien “que no sea abogado” ni domine la temática.

La cosa es que la delegada designada, Indira Vizcaíno, sí es abogada y algo sabe sobre seguridad pues, como presidenta municipal de Cuauhtémoc, tuvo bajo su mando a la Policía Municipal. Así que quién sabe si ‘se pone el saco’.

Ahorrar hasta en lo que no hay

La iniciativa en materia de austeridad que presentó la diputada de Morena Jazmín García prohíbe lo que denomina “regímenes privilegiados de jubilación, pensión o haberes de retiro, así como a contratar a cargo de recursos públicos seguros privados de gastos médicos, de vida o separación”, así como “las pensiones de retiro a titulares del Ejecutivo”.

La redacción va muy en línea con el discurso de López Obrador, pero no generará ahorros al menos en lo relativo a las jubilaciones del gobernador y exgobernadores, simplemente porque estas no existen en Colima.

O la diputada pretende evitar futuros “privilegios” o está medio confundida, porque ni modo que los diputados nada más anden presentando documentos elaborados sin conocimiento sobre las problemáticas locales… ¿o sí?

Cinturón apretado

Otro tema de austeridad que seguro saldrá en la discusión del presupuesto es el de los sueldos. Lo que comentan por los rumbos del Tercer Anillo es que no habrá incremento para la alta burocracia.

Son días en que todos quieren ‘rebasar por la izquierda’.

Consultamanía

Ahora que las consultas ciudadanas se enfilan como uno de los elementos que marcarán la llamada “cuarta transformación” a nivel nacional, valdría la pena preguntar si estas también permearán en el ámbito local, sobre todo donde Morena es gobierno.

Por poner un ejemplo, salta a la mente si la alcaldesa de Manzanillo, Griselda Martínez, pondría a consulta nuevos megaproyectos de infraestructura porturaria, o si Elías Lozano va a preguntar a la gente si deben regresar o no las esculturas de las iguanas y las letras monumentales alrededor de El Limonero.

Una opción intermedia sería organizar una consulta para preguntar si estos y otros temas deben ser sometidos a consulta. ¿O ya es demasiado?

Democracia participativa

Hablando de consultas, no ha faltado quien pregunte si en estos tiempos bizarros es preferible una consulta sesgada o la opinión de una comisión ciudadana “cuidadosamente seleccionada”.

¡Ah qué gente, cómo son!

Caso ‘titánico’

Además de contenedores, el Puerto de Manzanillo está cargado de intereses muy pesados. Una muestra de ello es la columna de este lunes del periodista Darío Celis, en Excélsior, que señala que el gobierno federal investiga un supuesto caso de corrupción en la Administración Portuaria Integral (API) de Manzanillo.

Nos dicen que, independientemente de si hay o no corrupción, la problemática tiene que ver con una cruda pelea por el negocio naciente (para privados) en nuestro país: el almacenaje y distribución de hidrocarburos. El pleito echará más humo que la “termo” en temporada de gas natural escaso.

No olvidar que Manzanillo es el puerto más importante de México y el cuarto de América Latina, por lo que es un imán de proyectos en materia energética y comercial para el creciente mercado del Pacífico.

#ElFaro busca echar luz sobre los entresijos de la real politik colimense y compartir comentarios sobre la actualidad, con base en la información periodística recabada por reporteros y editores. Únete a la conversación en Facebook y Twitter.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *