Type to search

Comunidad

Discriminación, ¿la razón por la cual las lenguas indígenas están muriendo?

Este jueves se conmemora el Día Internacional de la Lengua Materna, una fecha que, de acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas (ONU), debe de servir para reconocer y promover el uso de las lenguas originarias y eliminar el rezago de quienes las hablan, pero ¿de verdad ocurre así?

La investigadora del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) Tonantzin Medina, el maestro de náhuatl Alberto Juárez y el músico Santiago Hernández, desde sus plataformas, trabajan para hacer ver la importancia de preservar y entender el uso de dichas lenguas. Ellos coincidieron en señalar que la razón por la que los pueblos indígenas en la entidad han dejado de hablar sus idiomas maternos, es por factores de discriminación.

“Como hablantes, sienten que tienen más posibilidades de acceder a un empleo si yo oculto que tengo esa lengua, si a mí no me permite obtener un trabajo no se lo voy a enseñar a mis hijos para que no sean discriminados”, dijo Medina vía telefónica a EstaciónPacífico.com.

De acuerdo con la experta, los no hablantes de estas lenguas originarias suelen contribuir con actitudes de rechazo para que quienes conocen las lenguas indígenas decidan no transmitirlas a las próximas generaciones, por no encontrarle una “utilidad” para encajar sobre todo en el mercado laboral.

“Si vemos a un extranjero, a un estadounidense o a un francés hablando español, lo entendemos, es extranjero, él habla otra lengua, si vemos a un indígena hablando mal el español, decimos ‘es un ignorante’, (pero) no consideramos ignorante a un extranjero que hable mal el español”, mencionó.

“Contribuimos todo el tiempo a que los hablantes no le encuentren ninguna ventaja a ser hablantes de su lengua materna, a conservarla y transmitirla y heredarla a sus hijos”, añadió.

Santiago Hernández, en entrevista por separado, coincidió con esa interpretación. Él es originario de Rancho Nuevo, municipio de Huejutla de Reyes, Hidalgo, y llegó a Colima hace 10 años para trabajar en un invernadero. Asegura que fue justo en territorio colimense cuando conoció la discriminación “más a profundidad”.

“El punto yo lo veo por cuestión de discriminación. En las escuelas es menos, pero en cuestión de trabajo es muy discriminado, desde ahí les da pena hablar (…) Cuando llegué a Colima fue cuando conocí discriminación más a profundidad”, precisó.

“Entre compañeros, nos hablamos en las lenguas y nos decían que no querían que habláramos así delante de ellos porque sentían que los estamos ofendiendo, pero nada de eso, sí nos echamos carrilla uno a otro en nuestra lengua pero jamás (para) faltar el respeto a otro compañero”, aseguró.

La declaración de Hernández empatiza con la percepción del maestro de náhuatl Alberto Juárez, quien refiere que en muchas ocasiones los grupos indígenas que prevalecen en la entidad tienden a afirmar que no conocen su lengua nativa, pues han sido discriminados, burlados o ignorados por los hispanohablantes.

“Desde la Conquista, los vencidos fueron declarados inferiores. En aquellos días, los indígenas fueron vencidos y se les consideró inferiores, sabemos que nuestra cultura era muy rica (…) La discriminación tiene mucho que ver, en muchos casos el indígena afirma ya no saber o no conocer la lengua porque ha sido discriminado, burlado”, destacó.

 Los hablantes en cifras 

De acuerdo con la Encuesta Intercensal de 2015 del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), en Colima únicamente 0.63% de los colimenses mayores de tres años habla una lengua indígena, porcentaje que equivale a 4 mil 250 personas.

Además, 84.4% de ese total habla también español. Apenas 0.23% no lo habla, es decir, sólo se comunica en su lengua indígena y el resto no está especificado en la encuesta.

Esa misma encuesta refiere que en Colima se siguen hablando 22 lenguas indígenas:

  • Amuzgo
  • Chatino
  • Chinanteco
  • Huasteco
  • Huave
  • Huichol
  • Maya
  • Mazahua
  • Mazateco
  • Mixe
  • Mixteco
  • Náhuatl
  • Otomí
  • Popoluca
  • Tarahumara
  • Tarasco
  • Tlapaneco
  • Totonaco
  • Triqui
  • Tseltal
  • Zapoteco
  • Zoque

 La importancia de preservar lo que nos identifica 

Tonantzin Medina señala que cuando una lengua indígena muere, se borra una parte de la identidad y cultura no sólo de quienes la hablan, sino de los mexicanos en general.

“Perderlas nos borran un ‘muchito’, una gran parte de lo que somos ahora como sociedad mexicana, nos crea identidad y cohesión cultural, nos hace valorar quiénes somos y tener una identidad ante las otras naciones, pueblos y culturas”, precisó.

La académica destacó que a nivel nacional prevalecen 68 lenguas indígenas. El Día Internacional de la Lengua Materna sirve para resaltar el trabajo de activistas, artesanos, escritores, músicos, pintores, entre otros, que se esfuerzan para que los mexicanos comprendan el valor de los idiomas nativos.

“Lo que las lenguas indígenas nos ofrecen es poder reconocer en ellas nuestros propios orígenes, poder entendernos como sociedad actual, aunque seamos hispanohablantes, porque finalmente las lenguas indígenas fueron nuestra raíz. Nos dan rastros de nuestra historia, de nuestra cultura, el por qué de lo que somos hoy”, refirió.

Santiago es uno de esos que se esfuerzan por resaltar la importancia de las lenguas maternas; desde hace tres años formó en conjunto con su hermano Agustín Hernández y su primo Marcelino Hernández el colectivo Blanko y Negro, que escribe e interpreta canciones de hip hop en su idioma natal, el náhuatl.

El colectivo Blanko y Negro busca que las generaciones más jóvenes que disfrutan de ese género urbano comprendan que también se puede componer pensando en temas distintos al sexo, el alcohol, las drogas o los coches, y asegura que la visión de varios niños y niñas sí ha cambiado.

“Vimos que nuestros pueblos se están perdiendo en cuestión de drogadicción, de alcohol, varios jóvenes se van por la moda, lo que ven en la televisión. Nosotros le apostamos a la música, nos ha gustado desde chicos el hip hop consciente, pensamos que si hacemos hip hop en nuestra lengua, pero no hablamos de sexo, de drogas ni de alcohol, hablamos de nuestro pueblo, de nuestra lengua, de lo hermoso de nuestra lengua”, aclaró.

“Varios niños ya empezaron también a hacer sus rimas diferente a lo que estaban acostumbrados”, afirmó.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *