Type to search

Comunidad

De la capital y menores de 35 años: el perfil de las mujeres violentadas en Colima

Son mujeres de entre 30 y 34 años, que estudiaron hasta la secundaria, provienen de la capital del estado, están casadas y la violencia fue propiciada desde su entorno familiar: este es el perfil más común de las víctimas de violencia que reciben los centros de atención del Instituto Colimense de las Mujeres (ICM), según cifras de la misma dependencia.

Los datos señalan que, desde 2017 hasta marzo de este año, el ICM ha atendido 6 mil 178 casos de violencia de género contra las mujeres en estos centros, de las cuales, la edad en la que más se presentaron quejas fue de entre los 30 y 34 años, con el 16% de las atenciones, cercano al 15.4% que integran quienes tienen entre 35 y 39 años, y de las jóvenes de entre 25 y 29 (14.9%). El tipo de violencia que más se reportó fue la familiar, con 97.6% del total de casos.

La directora del ICM, Mariana Martínez, resaltó que el que la violencia familiar sea la más reproducida es resultado de las relaciones desiguales y de la reproducción de roles y estereotipos de género en la familia. Añadió que este rubro abarca la violencia generada desde el núcleo donde se vive o se vivió: desde la expareja, la pareja o la familia de ésta.

“Es un resultado de las relaciones desiguales que surgen del patriarcado. La casa, hay que recordar, es también la reproducción mínima pero más constante de roles y estereotipos. La violencia familiar se va a poder reducir en la medida en la que comencemos a cambiar como sociedad, como instituciones, como un colectivo global, como sociedad en nuestro conjunto los roles y estereotipos de género que tenemos tan arraigados”, dijo vía telefónica a EstaciónPacífico.com.

Las cifras arrojan que el porcentaje más amplio de mujeres que manifestaron haber sufrido algún tipo de violencia eran casadas, con 38%; le siguen quienes dijeron ser solteras (34%), y en tercer lugar las que vivían en unión libre (21%).

 Los municipios más violentos para las mujeres 

Los municipios donde más se generaron atenciones por violencia de género son Colima (35%), Manzanillo (21%) y Villa de Álvarez (16%). La titular del ICM consideró que hay distintas causas que explican esto, como el hecho de que en los lugares donde incrementan otros tipos de violencia suele verse reflejado en la que afecta a las mujeres.

“Yo creo que la violencia contra las mujeres en términos generales tiene un incremento en algunas zonas del país donde hay incremento de otros tipos de violencia. Sin embargo, no podría decirte en este momento que existe una causa única (…) hay causas multifactoriales que tienen que ver con muchísimos fenómenos que están entrecruzados entre sí”, indicó.

“Son los municipios geográficamente más grandes, con mayor densidad poblacional, también inciden otras características de violencia en términos generales que tienen que ver con la organización de actos delictivos y que eso hace también que se incremente la violencia contra las mujeres“, agregó.

 La escolaridad de las mujeres que sufren violencia 

La mayoría de mujeres que acudieron al centro de atención por haber sufrido violencia de género reportaron haber estudiado hasta la secundaria, con 36% de los casos, seguido de quienes cuentan con el nivel educativo de bachillerato (24%) y de quienes estudiaron hasta la carrera (15%).

 ¿Qué se puede hacer desde la sociedad para erradicarla? 

Martínez señaló que el Instituto Colimense de las Mujeres trabaja en conjunto con la Secretaría de Educación para que desde las escuelas se eduque a los niños sobre la importancia de no repetir estos estereotipos, de forma que puedan brindar a ambos géneros otras “expectativas de vida”.

La funcionaria estatal pidió que como sociedad se pueda transmitir a los jóvenes que los roles de género son una construcción social que se puede cambiar.

“Que como sociedad podamos estar educando a las generaciones actuales, a los jóvenes sobre que los roles de género y estereotipos de género son una construcción social y que como construcción social, se puede volver a construir, en un plano igualitario y no de desigualdad con las mujeres”, añadió.

La directora del ICM afirmó que trabajan en abrir centros de atención en los municipios donde aún no tienen; el próximo, señaló, es Minatitlán, y los que ya cuentan con uno son: Colima, Manzanillo, Cuauhtémoc, Comala, Armería, Ixtlahuacán y Tecomán. Martínez hizo un llamado a los ayuntamientos de Coquimatlán y Villa de Álvarez a acercarse al Gobierno del Estado para poder implementarlos en estos lugares, en especial porque ambos cuentan con una declaratoria de Alerta de Género desde 2017.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *