Type to search

Política

Director de Seguridad de Coquimatlán: ¿renunció, fue detenido, qué le imputan?

El exdirector de Seguridad Pública de Coquimatlán, Julio Cárdenas Aréchiga, renunció a su encargo el pasado 6 de agosto «por motivos personales», pero ese mismo día fue arrestado por elementos de la Fiscalía General del Estado (FGE).

¿De qué se le acusa? Fuente ministeriales confirmaron a EstaciónPacífico.com la detención, pero no quisieron abundar en el delito que se le imputa y por el cual dieron cumplimiento la semana pasada a una orden de aprehensión. Explicaron que este lunes se llevará a cabo la audiencia de vinculación a proceso del exfuncionario municipal. La FGE no ha emitido información oficial sobre la detención, ni tampoco sobre el delito que se le imputa.

Otras fuentes con conocimiento del caso aseguraron que a Cárdenas Aréchiga se le acusa de haber sostenido una relación con una persona menor de edad, aunque dijeron desconocer la edad específica y los términos de la denuncia.

El alcalde, Guadalupe Benavides, confirmó tener conocimiento de la detención, aunque dijo que desde el 6 de agosto Cárdenas Aréchiga ya había presentado su renuncia al cargo que ocupaba desde hacía aproximadamente seis meses. Fue el segundo director de Seguridad Pública del municipio; antes que él, el titular de la dirección fue Roberto Morales, quien renunció también «por motivos personales».

«Estuvo trabajando hasta el martes pasado que presenta su renuncia donde manifiesta por escrito y verbalmente (que era) ‘por temas personales’, a los cuales nosotros en su momento desconocimos, pero sí fue enfático en que era un asunto personal que debía atender de forma urgente y que le impedía estar dedicado de tiempo completo a la tarea de director de Seguridad Pública de Coquimatlán», dijo vía telefónica a EstaciónPacífico.com.

«El martes pasado, él presenta su renuncia, y posteriormente nos damos cuenta por algunos comentarios en la prensa de que trae un tema ahí. Lo que he escuchado en redes. Parece ser que es una relación sentimental con una persona, un tema familiar, personal, de pareja. Hay comentarios en las redes», añadió el presidente municipal sin dar más detalles.

Benavides precisó que se encuentran a la espera de información oficial en la que se especifiquen los motivos de la aprehensión y su situación jurídica, pero hasta el momento entienden que el caso no tiene ninguna relación con su desempeño como servidor público, por lo que simplemente dan por finiquitada su relación laboral con el Ayuntamiento de Coquimatlán.

El alcalde aseguró que el cabildo coquimatlense ya sostuvo una reunión, donde designaron a Antonio Pérez como encargado de despacho de la Dirección de Seguridad Pública, mientras analizan los perfiles para tomar una decisión final.

«Estamos a la espera de que salga información oficial. Toño Pérez es el director de Seguridad interino, ya tuvimos una reunión con los regidores que conforman la dirección de seguridad, estamos analizando perfiles», indicó.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *