Type to search

Comunidad

Colima, con tasa de suicidios mayor a la nacional… ¿Cómo identificar riesgos?

Este martes se conmemora el Día Mundial para la Prevención del Suicidio, problemática en la que Colima cuenta con una tasa de 6.3 casos por cada 100 mil habitantes, incidencia superior a la nacional (5.2). La psicóloga Mónica Odette indica que una de las claves para identificar a una persona que podría estar pensando en atentar contra su vida es ubicar ciertos cambios.

«La evidencia indica que una clave sería identificar cambios en las personas, cambios que pueden ser desde sutiles hasta dramáticos. Hay cambios en los sentimientos, las personas suelen tener episodios de tristeza o irritabilidad, o pueden hacer cosas que antes no hacían, consumir más alcohol, más drogas, comer más, comer menos, empiezan a dar amenazas o avisos, a hablar de la muerte», dice a EstaciónPacífico.com.

Según los datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) —la última actualización es de 2017—, Chihuahua encabeza el ranking nacional con 10.7 casos por cada 100 mil habitantes; le sigue Aguascalientes con 10.1, Sonora se encuentra en la tercera posición con 9.1, y el top 5 lo cierran Yucatán con 8.8 y Quintana Roo con 8.2. Los estados con menor tasa son Estado de México y Ciudad de México con 3.2, Oaxaca con 3.1, Veracruz con 2.6 y Guerrero con 1.9.

 ¿Cómo ayudar? 

La psicóloga Mónica Odette precisa que se debe hablar del tema con la persona y ofrecer ayuda directa y clara.

«Identifiquemos en las personas señales de riesgo o que nos preocupen a nosotros, que nos acerquemos a la persona y hablemos del tema. Las personas que están pensando en quitarse la vida, no es que quieran morir, lo que quieren es ya no vivir en las circunstancias en las que viven. Hay que ofrecer ayuda directa y clara», señala.

En el caso de personas que ya intentaron quitarse la vida, la psicóloga indica que son ellos quienes tienen mayor riesgo de volver a hacerlo.

«La persona que ya lo intentó tiene el riesgo más alto de volverlo a intentar. Requieren tratamiento farmacológico, acompañado por un médico o un psiquiatra y además un acompañamiento psicoterapéutico. Eso es necesario y debe darse por lo menos seis a 12 meses después de que haya ocurrido un intento. El suicidio sí se puede prevenir, pero se requiere que todos hagamos la parte que nos corresponde», advierte.

La experta señala que para las personas menores de 30 años, el suicidio es una de las causas de muerte más frecuente.

«Para el grupo de 15 a 29 años de edad, el suicidio es la segunda causa de muerte a nivel mundial, y en Colima no es la excepción. Hablando de los factores de riesgo de que los jóvenes colimenses tengan el suicidio como una de las causas principales de muerte es la depresión, la ansiedad, el estrés, la enfermedad mental», destacó.

Sobre los rangos de edad en casos de suicidio que el Inegi reporta a nivel nacional, el grupo entre 20 y 24 años obtuvo la tasa más alta, con un 9.3 por cada 100 mil jóvenes. Los hombres registran más casos de suicidio que las mujeres, con una tasa de 8.7 por cada 100 mil hombres, mientras que el indicador en mujeres es de 1.9.

Mónica Odette cuenta con una maestría en Psicología y doctorado en Psicoterapia Humanista, y es especialista en la atención de situaciones traumáticas y en la atención de problemas de conducta suicida. Cualquier persona que tenga alguna duda o busque ayuda, pueden encontrar a la psicóloga en la Facultad de Psicología en la Universidad de Colima o al 312 152 19 79.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *