Type to search

Comunidad

Bióloga de Colima pide que leyes sobre medio ambiente no queden en ‘letra muerta’

La bióloga Rocío Olalde pidió a las autoridades que las leyes en materia medioambiental no queden sólo en papel y que realmente se ejecuten, pues esa es una de las razones por las que prevalecen las actividades que generan perjuicios a los ecosistemas de la entidad.

La especialista, coordinadora académica de la Licenciatura en Biología de la Universidad de Colima (UdeC), destacó que en el estado, una de las principales problemáticas ambientales guarda relación con el cambio de uso de suelo para actividades ganaderas, agrícolas y construcciones.

«Que todas las leyes que se hagan no queden nada más en papel, sino que realmente se lleven a cabo, que realmente se sigan conforme a lo que ya se tiene por ahí en un documento oficial, que se ejecuten adecuadamente», dijo vía telefónica a EstaciónPacífico.com.

«Se ha observado que a nivel estatal, más de una cuarta parte del suelo se está utilizando para usos diferentes a los que naturalmente se estaban utilizando, por ejemplo hay lugares que ya están contaminados, ha habido asentamientos humanos, construcciones, agricultura, ganadería y demás, eso obviamente afecta», señaló.

Olalde presentó este jueves el panel «Cómo afecta el cambio climático a la biodiversidad» en el marco del Congreso Nacional de Investigación en Cambio Climático, que se llevó a cabo en las instalaciones de la Universidad de Colima del 7 al 10 de octubre.

La bióloga detalló que alumnos de la UdeC han realizado estudios e inventarios de flora y fauna en distintas zonas de la entidad y sus resultados arrojan que ha habido pérdida de especies, debido a la contaminación del suelo, sobre todo en Manzanillo.

«En todos los casos se ha observado con respecto a estudios previos que sí ha habido disminución en cuanto a la cantidad de aves, anfibios, reptiles, insectos, porque precisamente al darle un cambio de uso al suelo, se deforesta, o se colocan casas, se construyen carreteras y aquí al menos sí se está observando eso, en Manzanillo sobre todo con los patios de contenedores y la ampliación del puerto», aseveró.

«Entonces esas especies que estaban ahí tienen que buscar otro lugar, la entrada y salida de los buques, la contaminación de diesel y de otros contaminantes en el agua también afecta», agregó.

Olalde indicó que además del cambio de uso de suelo, otros focos rojos en materia medioambiental en la entidad, son la contaminación del agua y el uso excesivo de agroquímicos.

«Los que más son focos rojos es la contaminación, la desembocadura de aguas y desechos residuales en lagos y en el océano, es una de las cosas más preocupantes, y también el uso desmedido de agroquímicos», manifestó.

La bióloga invitó a la población realizar acciones en lo individual, como evitar el uso excesivo de aerosoles, evitar usar el automóvil para distancias cortas y tratar de utilizar menos plásticos de un sólo uso, a bien de aminorar los problemas ambientales que contribuyen al cambio climático.

«Se hizo limpieza en playas por parte de estudiantes de la Universidad de Colima y nos dimos cuenta que toda la cantidad de basura que tiramos en las calles y que no tenemos una cultura para que se reutilicen o se reciclen van a parar al mar», añadió.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *