Type to search

Política

Las gestiones en la Caseta de Cuyutlán, apresuradas: Moreno Peña

El exgobernador de Colima Fernando Moreno Peña afirmó que las gestiones realizadas por la diputada federal Indira Vizcaíno para ampliar el descuento al que tienen derecho los colimenses en la Caseta de Cuyutlán fueron “apresuradas” y que no abonan al objetivo de revocar la concesión.

Moreno Peña cuestionó que la legisladora fuera la indicada para concretar este acercamiento, e incluso ironizó con la idea que se debió someter a consulta el ofrecimiento de la concesionaria para hacer la reducción a la tarifa para los habitantes del estado, como el equipo del presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, hace a partir de este jueves con el proyecto del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM).

“Es una negociación apresurada. Yo preguntaría quién los autorizó a hacer esa negociación, o por qué si les encantan las consultas, por qué no consultaron un domingo en las plazas públicas de Colima si estarían de acuerdo a aceptar un ofrecimiento de la empresa a negociar que se baje el descuento”, dijo el priista a Miguel Ángel Vargas de EstaciónPacífico.com en RadioLevy.

El exmandatario consideró que la empresa accedió a otorgar este descuento del 65% al peaje ante las impugnaciones que por la vía jurídica presentaron por separado el gobernador Ignacio Peralta e Indira Vizcaíno, con el fin de que se revise la concesión del tramo carretero Armería-Manzanillo.

A continuación te presentamos algunos de los fragmentos más relevantes de la entrevista con Moreno Peña, en la que también se abordó el tema de las expectativas hacia el gobierno federal que encabezará López Obrador a partir del 1 de diciembre.

 —¿Cuál es tu postura sobre la tarifa preferencial para los colimenses en la Caseta de Cuyutlán? 

“Es una negociación apresurada. Yo preguntaría quién los autorizó a hacer esa negociación, o por qué si les encantan las consultas, por qué no consultaron un domingo en las plazas públicas de Colima si estarían de acuerdo a aceptar un ofrecimiento de la empresa a negociar que se baje el descuento. La empresa negocia porque sabe que su situación es ilegal y les van a quitar la caseta”.

 —¿Tú crees que se debe quitar la concesión? 

“Se les debe de quitar la concesión a ellos”.

 —¿Pero dársela a alguien más? 

“Al Gobierno del Estado y que se emita un decreto, como yo lo plantee, un decreto del Congreso del Estado para que todos los vehículos con placas del estado de Colima no paguen; los puros tráilers le dan suficiente dinero.

“¿Por qué cede la empresa ante el planteamiento de Indira? Porque hay ya muy claramente una gestión del gobernador de que va a judicializarla”.

 —¿Por qué el gobernador presentó estos recursos después de la elección? 

“Por la politización del propio tema, fue un tema electoral”.

 —El mismo recurso presentó Indira Vizcaíno antes de la elección. 

“El gobierno ya anunció que van a quitarle la concesión a la empresa”.

 —Pero son gobierno, ¿por qué no la quita el exjefe del gobernador, el secretario Gerardo Ruiz Esparza? 

“No es su empleado, ellos tienen sus razones. Eso hace más meritoria la labor de Nacho, se está enfrentando a su exjefe, se está enfrentando a la decisión de un gobierno priista. ¿Por qué no secunda Indira una propuesta de quitar la caseta y judicializar el tema? La empresa sabe que se le puede caer la concesión y por eso acepta una negociación, si estuvieran ellos firmes, si tuvieran todos los elementos a su favor, no negocian.

“Fue la izquierda quien inició las movilizaciones y dijimos que esa no era la forma, que la forma era legal, y ellos dijeron que no. Ahora que son gobierno, están tomando otra actitud”.

 —¿Cómo un gobierno priista, con tal conexión con la SCT, si está convencido que hay una concesión ilegal, no puede hacer algo? 

“Ellos tiene sus razones, ellos la otorgaron, y no la otorgó este gobierno, la otorgó el gobierno de Calderón. El gobierno federal está defendiendo una resolución del Estado mexicano y están en su derecho de defenderla, y Nacho Peralta está en su derecho de encabezar una demanda popular”.

 —¿Qué dirías sobre la ampliación del descuento para los colimenses? 

“Bienvenida, pero no es la finalidad. Tenían prisa de negociar, ese es el tema. Es una negociación muy apresurada. ¿Por qué no lo consultaron?”

 —¿Qué anticipas que va a pasar con este tema? 

“Morena entendió bien la línea que no se va a quitar la caseta. Mucha gente de Colima votó por ellos porque dijeron que iban a quitar la caseta y lo primero que ves es una negociación, no una persistencia en esa lucha, y además López Obrador ya les dijo que no.

“Vamos a seguirla pagando en los términos que está y con trámites engorrosos. Lo correcto es que se hubieran sumado a la iniciativa del gobernador que es más profunda y más fuerte, que es quitarles la concesión”.

 —¿Cuál debe ser la postura del PRI sobre la consulta del NAIM? 

“No es únicamente porque sea un proyecto priista, sino porque es un proyecto de Estado que durante más de 15 o 20 años se han estado haciendo estudios sobre la factibilidad de hacerlo en Texcoco”.

 —¿El PRI qué tendrá que hacer con el proyecto del NAIM? 

“Luchar porque el proyecto continúe porque durante la campaña el presidente electo dijo que no era técnicamente viable el aeropuerto de Texcoco, dijo que era caro, pero nunca las opciones baratas en cuestiones técnicas y cuestiones de aeronáutica son las mejores, está bien que no haya dispendio, que no vaya a haber corrupción, pero es un proyecto tan visto, tan vigilado, que difícilmente será un proyecto contaminado por la corrupción.

“El hecho de que es un proyecto priista, también el Seguro Social y el Infonavit, fueron proyectos de gobiernos priistas y ahí están los resultados, es un gran proyecto. Yo lo que veo y me preocupa es que aquí el tema no es el aeropuerto en sí, sino legitimar un instrumento de una supuesta democracia participativa para después consultar lo que se quiera cuando no se quiera llevar a las cámaras o llevar a la representación popular. Eso es lo riesgoso del tema.

“Cuando el presidente electo fue jefe de gobierno, predios del Gobierno del Distrito Federal, la mayoría en el centro de la ciudad, le fueron vendidos al ingeniero (Carlos) Slim. Al final ya lo dijo Slim, hágase donde se haga deberá ser manejado por la iniciativa privada y el propio López Obrador lo ha dicho, que se concesione. Al final se va a quedar Slim con el manejo del aeropuerto. Esa es una de las consecuencias, la consecuencia fuerte y riesgosa es legitimar el instrumento de consultas a modo para temas que no se quieran llevar a aprobar a la representación popular.

“Me parece paradójico dos cosas, que un presidente electo ha denunciado siempre el fraude y se estrena con un ejercicio aparentemente fraudulento. En la elección votaron 53 millones de personas en un solo día, ahora es en cuatro días”.

 —Pero es una consulta no vinculatoria, no hay una obligación legal. 

“Eso es lo peor, que es vinculante lo anunciado por el presidente electo, el resultado va a generar la obra. El presidente va a tomar su decisión en función de lo que resulte de la consulta. Él ha denunciado fraude y esta consulta tiene ya ese señalamiento”.

 —¿Cómo ves este momento que vive este gobierno que todavía no inicia? 

“Es un momento de desgaste que le va a costar al gobierno por los cuestionamientos y no nada más por el tema aeropuerto, por otros temas más, como el tema de las gasolinas, se presentó un punto de acuerdo para que el IEPS se eliminara, el impuesto que llevan las gasolinas, y el grupo de Morena en el Senado se opuso, no permitió que pasara.

“Es claro que van a seguir sosteniendo la manera de incrementos a la gasolina y el gobierno que está por entrar anunció que no va a bajar el precio hasta que las refinerías estén construidas”.

 —¿Gobernar es más complicado que ser oposición? 

“Gobernar es más complicado, y que bueno que estén rectificando, la gente ha criticado que es un periodo largo entre el día de la elección y la toma de protesta, pero está dando oportunidad este periodo largo para que hagan planteamientos, ajusten, reculen y corrijan, eso está bien, no se había visto; ya tiene el gabinete nombrado, ya hay integrantes del gabinete sumamente cuestionados”.

 —¿Crees que algunos no vayan ni a debutar? 

“Andrés Manuel es persistente, lo ha demostrado, y se sostiene, él no cambia por presiones mediáticas o porque los comentaristas se le echen encima”.

 —Ha habido otros desgastes como el de César Yáñez. ¿Cómo ves ese tema? 

“Es un evento de la vida privada, creo que ya lo privado de quienes somos gente pública se convierten en públicas y eso obliga a tener mucho cuidado en esas cosas, y más cuando se hacen anuncios o se trata de presentar una conducta pública o un exhorto a una conducta pública que a veces no se es congruente. No es para mí crucial que en toda la trayectoria de César Yáñez que le ha acompañado en los momentos más críticos, vaya a tirar por la borda su gran cercanía por este tema”.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *